Avís important

Amb motiu de la refundació de la JCC (Joventut Comunista de Catalunya), fruit del procés d'unitat juvenil comunista protagonitzat per CJC-Joventut Comunista (Col·lectius de Joves Comunistes - Joventut Comunista) i JC (Joves Comunistes), així com per d'altres sectors i persones que es reclamen de l'ideal comunista, aquesta pàgina queda definitivament tancada.

Podeu seguir l'actualitat de la Joventut a: www.jcc.cat.


diumenge, 30 de setembre de 2007

No a la monarquia <br /> República i Socialisme

No volem monarquia ! No volem cap persona per damunt de la llei !

Cap a la Tercera República i el socialisme !



Molts son els successos que han posat aquestes

ultimes setmanes la monarquia en conflicte, i s’ha

revelat la seva feblesa, tant social com intel·lectual.



Davant les critiques a la monarquia, els borbons només han estat capaços d’utilitzar la raó de la força. Segrestos de publicacions i repressió policial. Demostrant així que en l’Espanya borbònica les llibertats democràtiques són impunement violades cada vegada que algú fa ús de la seva llibertat d’expressió i qüestiona alguns dels pilars sobre els que s’ha erigit la Espanya post-franquista.



La Joventut Comunista, sempre hem denunciat aquesta monarquia, hereva del franquisme, intocable per llei i parasitària.



Ens solidaritzem amb el company d’Endavant , Jaume Roure, amb els companys de “ El Jueves “ i amb tots i totes que trenquen amb el pensament únic, i ens sumem a les accions de desobediència civil contra la monarquia.



La joventut prenem part en l’organització de la societat per transformar la realitat i el derrocament de la monarquia per avançar en la democràcia cap a la República i el socialisme.



Els comunistes de Catalunya rebutgem la persecució de l’estat capitalista contra tothom qui qüestiona la figura del rei, la seva inviolabilitat i la sacralització de la figura del monarca.



Celebrem que el rebuig i la indignació creixent d’una bona part del poble català cap a aquesta xacra hereva del franquisme, la monarquia, es materialitzi en accions públiques, mobilitzacions i amb la organització del poder popular als carrers



Els CJC- Joventut Comunista continuarem amb les mobilitzacions-accions per recuperar els valors democratico-republicans i per soscavar la corona.



Volem República i socialisme !



Visca la lluita del jovent ! Organitza’t i lluita !



CJC-Joventut Comunista



1 Octubre de 2007


divendres, 21 de setembre de 2007


dilluns, 17 de setembre de 2007

Contra la repressió de la classe treballadora hongaresa.

A todos los Partidos Comunistas y de Trabajadores



Estimados camaradas,



Dos años de encarcelamiento amenazan el Presidium entero del Partido de los Trabajadores Comunistas Húngaros.



El viernes 21 de septiembre de 2007, el Tribunal de la Ciudad de Szekesfehervar (Hungría) capacitada de la corte de primera instancia oirá el caso contra todo el Presidium del Partido de los Trabajadores Comunistas Húngaros.



Su Presidente Gyula Thürmer y otros 6 miembros del Presidium del PTCH están acusados de “difamación hecha en público”. Según el Código Criminal de Hungría pueden ser sentenciados a un máximo de 2 años de cárcel.



Pedimos vuestra solidaridad. Pedimos que condenéis el proceso político iniciado contra el PTCH. Pedimos que en septiembre organicéis concentraciones ante la embajada húngara de vuestro país, reclamando parar el proceso contra los comunistas y la garantía de los derechos constitucionales del pueblo.



1. Los antecedentes del caso son los siguientes:



En junio de 2005, justo después de la elecciones al Parlamento Europeo el vicepresidente anterior del PTCH, el Sr. Attila Vajnai lanzó una amplia ofensiva política e ideológica contra la dirección del Partido, exigiendo un cambio fundamental en la línea política. La esencia prinicipal de su posición era que los comunistas debían cooperar e ir junto al Partido Socialista Húngaro, el cual ha estado gobernando Hungría desde 2002. Tuvo éxito consiguiendo apoyos en aquellas ciudades y localidades donde los miembros del Partido de los Trabajadores Comunistas Húngaros solía cooperar con los socialistas.



La mayoría de los miembros del Comité Central y la mayoría de los comunistas rechazaron la posición del Sr. Attila Vajnai y sus seguidores organizados como una plataforma política la cual quiere reconsiderar toda experiencia política conjunta del Partido, hacer saltar en pedazos la unidad del Partido, y convertirlo en un Partido reformista - colaborador de los socialistas que gobiernan. El Comité Central confirmó que el Partido Socialista Húngaro es un partido capitalista, un partido socialdemócrata de derechas, llevando a cabo la típica política neo-liberal. No tiene nada que ver con los programas y valores de la izquierda.



El Comité Central del PTCH excluyó del Partido al Sr. Vajnai y a sus seguidores el 12 de marzo de 2005. Unas semanas después, el 2 de abril de 2005, el Comité Central convocó el 21 Congreso del Partido para el 4 de junio de 2007con la intención de zanjar la crisis política.



La oposición interna encabezada por el Sr. Attila Vajnai llevó a la Corte de la Ciudad de Budapest una demanda para invalidar las resoluciones del Comité Central del PTCH.



La Corte de la Ciudad de Budapest invalidó las resoluciones del Comité Central el 8 de junio de 2005. La Corte restableció la condición de miembros del Partido al Sr. Vajnai y a sus seguidores y les devolvió sus cargos cancelando todos los acuerdos del 21 Congreso.



En consecuencia, el PTCH quedó paralizado durante varios meses y no pudo llevar a cabo los preparativos necesarios para participar en las elecciones parlamentarias de abril de 2006. Esto condujo a una situación muy difícil a todo el Partido y a todo el movimiento obrero.



El Presidium del PTCH expresó sus opiniones en una declaración. Dijo que este juicio era un juicio político que no tenía precedente en la historia legal de los últimas dos décadas. El Presidium del PTCH declaró que el juicio es una venganza por el poder del referéndum iniciado por el Partido de los Trabajadores Comunistas Húngaros contra la privatización de hospitales. (El referéndum tuvo lugar en diciembre de 2004 y casi dos millones de votantes votaron contra la privatización del sistema de protección de la salud).



La Corte de Budapest exigió al Presidium del Partido que rectificara sus opiniones públicamente y que declarara que el juicio no tenía nada que ver con la política. El líder del Partido se negó a hacerlo.



El jefe de la Corte de la Ciudad de Budapest procesó a la dirección entera del Partido.



La policía Húngara investigó el caso en febrero de 2006 (justo antes de las elecciones parlamentarias). El querellante público acusa a miembros del Presidium del PTCH de “difamación hecha en público”.



2. La posición del PTCH:



El Partido de los Trabajadores Comunistas Húngaros está convencido de que este juicio viola la Constitución Húngara.



El Artículo 61 de la Constitución otorga a todo el mundo la libertad de expresar su opinión.



Consideramos que el proceso legal tiene el ánimo de atacar al Partido de los Trabajadores Comunistas Húngaros. En 2005 el juicio de la Corte de Budapest previno a nuestro Partido sobre la utilización de la creciente insatisfacción popular y de su uso para llegar al parlamento. Ahora, cuando la situación del Partido se ha consolidado, algunos círculos políticos quieren liquidar al Partido.



Esto forma parte de la amplia campaña anticomunista que recorre Europa. En Praga la Unión de la Juventud Comunista fue prohibida, en Budapest la tumba de Janos Kadar fue ultrajada, en Tallinn el monumento a los Héroes Soviéticos fue desmantelado. Ahora, dos años de prisión amenazan a los líderes comunistas húngaros.



Estimados camaradas,



Confirmamos que nosotros, los comunistas húngaros, continuaremos en nuestra lucha, y nadie podrá amedrentarnos. En esta seria situación os pedimos vuestro apoyo y solidaridad.



Estamos a vuestra disposición para toda la información y explicaciones que requiráis. Os pedimos cortésmente que nos informéis de cual es vuestra posición. (Tel: +36-30-9443-520, e-mail: mp200@t-online.hu, fax: +361-3135423)



Con camaradería



Gyula Thürmer



Presidente



Partido de los Trabajadores Comunistas Húngaros


divendres, 14 de setembre de 2007


dimarts, 4 de setembre de 2007

Los superrevolucionarios

Los superrevolucionarios



Leo cuidadosamente todos los días las opiniones sobre Cuba de agencias tradicionales de prensa, incluidas las de los pueblos que formaron parte de la URSS, las de la República Popular China y otras. Me llegan noticias de órganos de prensa escrita en América Latina, España y el resto de Europa.



El cuadro es cada vez más incierto ante el temor de una recesión prolongada como la de los años que siguieron a 1930. El gobierno de Estados Unidos recibió el 22 de julio de 1944 los privilegios otorgados en Bretton Woods a la potencia militar más poderosa, emitir el dólar como moneda internacional de cambio. La economía de ese país estaba intacta después de la guerra, en 1945, y disponía de casi el 70 por ciento de las reservas en oro del mundo. Nixon decidió unilateralmente, el 15 de agosto de 1971, suspender la garantía en oro por cada dólar emitido. Con eso financió la matanza de Vietnam en una guerra que costó más de 20 veces el valor real de las reservas en oro que le quedaban. Desde entonces la economía de Estados Unidos se sostiene a costa de los recursos naturales y los ahorros del resto del mundo.



La teoría del crecimiento continuo de la inversión y el consumo, aplicada por los más desarrollados a los países donde la inmensa mayoría es pobre, rodeada por lujos y derroches de una exigua minoría de ricos, no solo es humillante sino también destructiva. Ese saqueo y sus desastrosas consecuencias es la causa de la rebeldía creciente de los pueblos, aunque muy pocos conozcan la historia de los hechos.



Las inteligencias más dotadas y cultivadas se incluyen en la lista de recursos naturales y están tarifadas en el mercado mundial de bienes y servicios.



¿Qué ocurre con los superrevolucionarios de la llamada extrema izquierda? Algunos lo son por falta de realismo y el agradable placer de soñar cosas dulces. Otros no tienen nada de soñadores, son expertos en la materia, saben lo que dicen y para qué lo dicen. Es una trampa bien armada en la que no debe caerse. Reconocen nuestros avances como quienes conceden limosnas. ¿Carecen realmente de información? No es así. Les puedo asegurar que están absolutamente informados. En determinados casos, la supuesta amistad con Cuba les permite estar presentes en numerosas reuniones internacionales y conversar con cuantas personas del exterior o del país deseen hacerlo, sin traba alguna de nuestro vecino imperial a sólo 90 millas de las costas cubanas.



¿Qué aconsejan a la Revolución? Veneno puro. Las fórmulas más típicas del neoliberalismo.



El bloqueo no existe, pareciera una invención cubana.



Subestiman la más colosal tarea de la Revolución, su obra educacional, el cultivo masivo de las inteligencias. Sostienen la necesidad de personas capaces de vivir realizando trabajos simples y rudos. Subestiman los resultados y exageran los gastos en inversiones científicas. O algo peor: se ignora el valor de los servicios de salud que Cuba presta al mundo, donde en realidad, con modestos recursos, la Revolución desnuda el sistema impuesto por el imperialismo, que carece de personal humano para llevarlo a cabo. Se aconsejan inversiones que son ruinosas, y los servicios que aportan, como el alquiler, son prácticamente gratuitos. De no haberse detenido a tiempo las inversiones extranjeras en viviendas, habrían construido decenas de miles sin más recursos que la venta previa de las mismas a extranjeros residentes en Cuba o en el exterior. Eran además empresas mixtas regidas por otra legislación creada para empresas productivas. No había límites para las facultades de los compradores como propietarios. El país suministraría los servicios a tales residentes o usuarios, para lo cual no se requieren los conocimientos de un científico o un especialista en informática. Muchos de los alojamientos podían ser adquiridos por los órganos de inteligencia enemigos y sus aliados.



No se puede prescindir de algunas empresas mixtas, porque controlan mercados que son imprescindibles. Pero tampoco se puede inundar con dinero el país sin vender soberanía.



Los superrevolucionarios que recetan tales medicamentos ignoran de forma deliberada otros recursos verdaderamente decisivos para la economía, como es la producción creciente de gas, que ya purificado se convierte en una fuente inestimable de electricidad sin afectar el medio ambiente y aporta cientos de millones de dólares cada año. De la Revolución Energética promovida por Cuba, de vital y decisiva importancia para el mundo, no se dice una palabra. Llegan todavía más lejos: ven en la producción cañera, un cultivo que se sostuvo en Cuba con mano de obra semiesclava, una ventaja energética para la isla, capaz de contrarrestar los elevados precios del diésel que derrochan sin freno los automóviles de Estados Unidos, Europa Occidental y otros países desarrollados. Se estimula el instinto egoísta de los seres humanos, mientras los precios de los alimentos se duplican y triplican.



Nadie ha sido más crítico que yo de nuestra propia obra revolucionaria, pero jamás me verán esperar favores o perdones del peor de los imperios.



Fidel Castro Ruz



3 de septiembre del 2007



8 y 36 p.m.